UNA ECONOMIA ARRAIGADA
 
TRAMAS Y SENDEROS
 
SINGAPUR
 
OBAMA, MCCAIN Y EL CAMBIO CLIMATICO
 
LORD ACTON
 
LIBERALISMO POLITICO
 
LA INTERNACIONAL LIBERAL
 
LA FAMILIA, UN ASUNTO DE ACTUALIDAD
 
LA DIGNIDAD HUMANA EN EL CENTRO
 
IDEAS SOBRE LIBERTAD
 
GOBIERNO Y BIEN COMUN
 
GLOBALIZACION DE LA PAZ
 
EL FUTURO DEL INCEP
 
EL DESARROLLO HUMANO COMO EJE
 
EL DESARROLLISMO DE OSVALDO SUNKEL
 
DIA INTERNACIONAL DE LA DEMOCRACIA
 
DERECHOS Y LIBERTADES PARA TODOS
 

Obama, McCain y el cambio climático

 
Óscar Álvarez Araya, Ph.D.
 

En un mundo cada vez más interdependiente, la comunidad internacional sigue atenta al proceso electoral en los Estados Unidos de América.

Los candidatos presidenciales discrepan en numerosos temas pero coinciden en destacar el cambio climático como uno de los desafíos más importantes de la próxima administración.

Cualquiera que sea el Presidente de la superpotencia tendrá que promover y apoyar acciones para reducir el calentamiento global. Sin embargo existen diferencias entre ellos respecto al modo de enfrentar esos retos.

El Senador Barak Obama ha dicho que Estados Unidos tiene la responsabilidad de dejar el planeta en mejor estado para las generaciones futuras. Ha propuesto que se inviertan 150.000 millones de dólares en los próximos 10 años para el avance de los biocombustibles y la promoción de energías renovables. También crearía un Foro Mundial de Energía constituido por los países que más energía consumen con el objetivo de tratar los asuntos ambientales. Allí participarían los Estados Unidos, China, India y la Unión Europea, entre otros.

Por su parte el Senador John McCain califica como deber patriótico el aire limpio, el agua sana y el uso sostenible de la tierra. Promueve el uso de las fuerzas del mercado para hacer que tecnologías avanzadas tales como la energía nuclear lleguen al mercado más rápidamente. McCain fue el autor principal de una propuesta del Senado para reducir las emisiones de dióxido de carbono calculadas para 2050 en un 65 por ciento. Considera que el cambio climático es un asunto de seguridad nacional.

El Senado de los Estados Unidos debate sobre la Ley de Seguridad Climática conocida también como Ley Warner-Lieberman y con apoyos en los dos grandes partidos.

La ley es una respuesta a la gran preocupación sobre el cambio climático y establecería un sistema de límites y canje que ayudaría a las empresas a controlar los costos al permitirles canjear, ahorrar y tomar prestado el derecho a emitir gases con efecto invernadero. Los que simpatizan con la ley dicen que su puesta en práctica permitiría reducir las emisiones de gases por medio de nuevas tecnologías y sin sacrificar puestos de trabajo. Los que adversan la ley piensan que la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero podría tener graves efectos en la economía estadounidense por medio del aumento en los precios de la gasolina y la electricidad. La opinión pública mundial espera el desenlace, tanto de la discusión como de las elecciones de noviembre del 2008.

Y el asunto es que simultáneamente uno de los retos centrales del próximo Presidente de los Estados Unidos, sea John McCain o Barak Obama,  será la necesaria recuperación de la economía la cual debe hacerse al mismo tiempo que se promueve la seguridad climática.

En fin lograr que la economía vuelva a estar en franco crecimiento pero con responsabilidad ecológica y seguridad climática: una misión extremadamente difícil pero que ya no se debe postergar.

 
 
 
 
 

 

 
 
<.html>